Ley de humo, salud que se esfuma

by olgageorgina on 31/05/2014

Se prohíbe: comerciar, vender, distribuir o suministrar cigarrillos por unidad; también colocar los cigarrillos en sitios que le permitan al consumidor tomarlos directamente. Las sanciones por violar la ley pueden ser motivo de una multa de mil a 4 mil salarios mínimos vigentes, la clausura del establecimiento y el arresto del transgresor. Todo lo anterior se encuentra en la Ley General para el Control del Tabaco, publicada desde el 30 de mayo de 2008.

Sin embargo, es una ley que al no hacerse respetar, no se cumple. Para los que vivimos en el Distrito Federal, es cada vez más común encontrar la venta de cigarrillos por unidad, afuera del Metro, en los corredores de puestos callejeros, en los de periódicos y revistas, y casi seguro con los boleadores de zapatos. Ya no importa cuál es el producto principal de venta (dulces, frituras, garnachas, cosméticos, regalos, medias) como “valor agregado” se ofrece una amplia gama de marcas de cigarros por unidad en contenedores, al parecer hechos a la medida para su venta a cualquiera que los demande, incluyendo por supuesto a menores de edad.

Hay vicioEl asunto es muy delicado, porque facilita que se adquiera o se continúe la adicción, frustrando los intentos por reducir la prevalencia de fumadores en México. De acuerdo con la Encuesta Nacional de Salud (Ensanut) 2012, en nuestro país 12.3% de los adolescentes varones y 6% de las adolescentes femeninas fuman. En la población adulta de 20 y más años de edad, la prevalencia de tabaquismo en hombres es de 31%, y 9% en las mujeres.

La aceptación social del tabaquismo en México sigue siendo muy alta, a pesar de tratarse del factor de riesgo que más muertes causa en el mundo, ya que de los ocho principales motivos de defunción, fumar es factor de riesgo en seis. Se estima que cada año fallecen 60 mil mexicanos; peor aún, no se necesita ser fumador, una de cada seis defunciones corresponde a personas que respiraron el humo del cigarrillo de otros/as (humo ajeno o de segunda mano).

El cigarro tiene 7 mil sustancias químicas, de las cuales por lo menos 250 son malas para la salud; no es de extrañar entonces que fumar se asocie a más de 25 enfermedades mortales, entre ellas: enfisema, embolia, infarto al corazón, bronquitis crónica, cáncer de pulmón, principalmente, pero también de otros sitios: esófago, laringe, boca, garganta, riñón, vejiga, páncreas, estómago, cérvico uterino y leucemia mieloide aguda.

Si fumas, es hora de pensar en dejar el cigarro, de oler mejor, de evitar el mal aliento y los dientes manchados, de asegurar una larga vida sexual sin problemas de erección, sin que tu humo moleste a los demás o sin tener que salir al frío a fumarse un cigarro mientras los demás te ven con lástima.

Anuncio contra el tabaco de Reino Unido

Ojalá muy pronto la ciudad de México se caracterice por ser líder en medidas de control del tabaco, como hace unos años, cuando fue el primero en el país en prohibir que se fumara en lugares públicos cerrados para proteger a los no fumadores. Aún falta mucho por hacer en cuanto a vigilancia, promoción para dejar el cigarro, prevención, información sobre el daño, hacer cumplir la ley, y más impuesto al tabaco.

El humo del cigarro se lleva minutos de tu vida. Llama al 01 800 911 2000 para información sobre cómo dejar el tabaco o para denunciar el incumplimiento a la ley.

 

 

{ 0 comments… add one now }

Leave a Comment

Previous post:

Next post: